¿Existió la Atlántida?


Podríamos exponer aquí los mismos textos, teorías y pensamientos publicados en numerosos libros y publicaciones que hablan del mítico continente de la Atlántida. Sin embargo, partimos del hecho -para nosotros real- de que tal continente no solamente existió sino que aún hoy existe.

Reconstrucción de la Tierra antes del Golpe
Ver ampliación

    La actual palabra Atlántida proviene del término Elengoa ATELANDIDA que significa: ATE = fuera, que se fue - L(ANDA) = tierra - ANDI = grande - DA = es. O sea: “Es tierra grande que se fue”. Los Paios (humanos de raza amarilla) del Primer Imperio la denominaron SEPAGO, SEPANGO o PATAGONIE. Así la Atlántida no es sino el Continente Americano que, hace más de doce mil años estaba unido a África por el Sur y a Europa por el Norte tal y como lo muestra el mapa que simula una reconstrucción de nuestro Globo antes del GOLPE.




EL GOLPE


   Queriendo Jaungoiko castigar a los Pales por su comportamiento para con Iezus, las Xurides y toda su descendencia Bere, persiguiéndolos en todo momento para exterminarlos y, en especial, por haber dado muerte a su Hija María en Obeidu (Al-Ubayyid o El Obeid en Sudán) al ser herida por una piedra en la sien, decidió dar su Primer Golpe de Poder.

   El Golpe sería el primer aviso para la Humanidad, demostrando con él lo que podría ocurrirles más adelante en caso de no querer acatar los designios del Cielo.

   El Be advirtió a los justos en su ONUE (Consejo). Pocos escucharon la advertencia pero el Primer Golpe llegó. Muchos se rieron de quienes creyeron en el ONUE. Éstos, siguiendo instrucciones, construyeron grandes arcas donde guardaron a cuantos animales pudieron cobijar, por parejas, hembras y machos. Luego se refugiaron en ellas los Creyentes en el Consejo de Dios y sus familias. Otros se hicieron con barcazas que prepararon para la Catástrofe decretada por el Cielo. Pero, la gran mayoría de la Humanidad no hizo caso del Consejo dado por Dios. Bebían, comían y disfrutaban sin prestar atención a la advertencia.

   El Golpe aconteció en el año 777 de la Llegada de las Marías (10.099 a.C.). Dios hizo traer de las lejanías del Cielo un Globo ya muerto para hacerlo chocar contra la Tierra. Al producirse el choque se turbó la órbita del Globo terrestre y la Tierra tembló en toda su extensión produciendo gran desolación. Las aguas de los océanos, mares y ríos se salieron de sus cauces inundando grandes regiones de tierra firme y hundiéndolas bajo su tempestuosa acción. Grandes terremotos asolaron la Tierra, de Norte a Sur, de Este a Oeste. El continente de América, en el Sur quedó separado de África trasladándose hacia el Oeste unos 4.000 kilómetros. Toda la placa continental se deslizó bruscamente miles de kilómetros hacia el Oeste alzando su parte tocando al Océano Pacífico. Así surgieron los Andes, elevándose en un solo día miles de metros sobre el nivel de las aguas.

   La ciudad de Elduradu quedó sumergida bajo las aguas. Muchas otras ciudades fueron destruidas por completo. El Urioro, el canal del Atlántico cuyas aguas separaban la actual Sudamérica de África, desapareció al ser engrandecido considerablemente por un gran mar lleno de lodo y vegetación desgarrada de la tierra. Un mar sombrío e innavegable por muchos años. El Sahara, antes lleno de lagos y bosques, quedó totalmente calcinado. Violentos fuegos acabaron con la vegetación, luego las prolongadas sequías producidas por drásticos cambios climáticos lograron la desertización de la zona. Dios lo convirtió en desierto yermo y en gran frontera entre el Norte y el Sur.

   Zonas de Asia sufrieron grandes cambios geográficos. El clima, la duración del día y de la noche se trastornaron. La Tierra -antes más cerca del Sol- se vio trasladada a una órbita mayor, más alejada del Astro Sol. El año, que antes del Golpe duraba 302 días, pasó a durar 365 y un cuarto. El Golpe acabó con la vida de las tres cuartas partes de la Humanidad y, bajo su acción, casi todos los grandes animales del pasado desaparecieron.

   La Tierra quedó gravemente trastornada quedando muchos territorios aislados de otros por centenares de kilómetros de mares intransitables por el lodo y la vegetación, o vastos territorios anegados por los pantanos y regiones yermas castigadas por un Sol implacable. América, la tierra de origen de los Bere y lugar de aterrizaje de los Pales, quedó sumida poco a poco en el olvido. Pronto, para media humanidad, pasó a ser una tierra legendaria para los supervivientes de Europa, Asia y África. De igual manera, los americanos olvidaron poco a poco que más allá del gran mar existían tierras y hombres. Europa, Asia y África se convirtieron en una leyenda cantada por los viejos de las tribus.

   El mito de la Atlántida tiene su origen en el Primer Imperio de los Paios, mas también se mezclan en él el origen de los Bere y Elduradu. La Atlántida era lo que hoy se conoce como América, lo que queda de aquel basto continente que se situaba mucho más cerca de Europa y África que en la actualidad.


¿Cómo se desarrolló el Golpe?


egialde@galeon.com